martes, julio 12, 2005

Un cuento

Minerva y la tejedora mágica
Minerva se hizo famosa en Miseria cuando inventó la tejedora mágica. En ella confeccionaba suéteres, chales, sabanillas para bebé y los muy solicitados edredones matrimoniales. La tejedora hilaba dulce y fuertemente las visiones de lo que jamás sería. Minerva pensó que era buena idea, prendas cálidas para abrigar el alma en días de soledad, tristeza y desconsuelo. Cuando terminaba una prenda, emocionada la ponía en una caja de cartón blanco, sobre una cama de papel cometa azul celeste, bañado de estrellas plateadas, y se iba presta a entregarla. Al llegar, tocaba el timbre y la dejaba en la puerta. Fue por entonces que los habitantes de Miseria comenzaron a dar muestras de extraña conducta: maridos envalentonados abandonaban a esposas felices de verlos partir, abuelitas septuagenarias montaban bicicleta o saltaban una tabla gritando voz en cuello salta-la-tablita-que-yo-la-salté, mientras diputados soberbios repartían entre mendigos sus más preciados bienes. El gobierno de Miseria intervino prontamente, decomisando la tejedora y convocando la presencia inmediata de ilustres científicos de todos los confines del planeta. Los sabios examinaron la tejedora, la desmantelaron y volvieron a armar, sin encontrar el más pequeño indicio de cómo funcionaba. Al presentar los hallazgos de sus investigaciones ante la Comisión Ariadna, los científicos vistieron lindos pulóvers tejiditos en colores pasteles y declararon al público estupefacto que Dios era un niño maravilloso.
Cuento de Lili Mendoza . Todos los derechos reservados .

13 Comments:

At 6:53 a. m., Blogger S.P.Q.R. said...

Este cuento esta tan pritty y me parece que com que se seaplica a los "affairs" de nuestra nacion, si o que???

 
At 7:35 a. m., Blogger Circe said...

SPQR,
Gracias por leer la página. El cuento fue escrito hace bueeeen rato. Y más bien fue escrito con el deseo de denunciar un mundo desprovisto de magia/alegría. Me alegra que te haya gustado. Si tienes algo que publicar, mándalo.

 
At 10:06 a. m., Blogger El escapista said...

Circe,

hay una escritora que se acaba de ganar el premio Alfaguara, Graciela Montes, que habla de la necesidad de esa magia/alegría. Parece que el ritmo no es en lo único en lo que coincidimos.

Escapista

 
At 10:11 a. m., Blogger Circe said...

Carlos, agradezco me dé su opinión de experto sobre el texto (la parte de perspiración).

 
At 2:27 p. m., Anonymous Nomad said...

Lil, ese cuento no era mas largo?

 
At 6:29 a. m., Blogger Circe said...

no, este es uno de los muchos en la serie de Minerva.
Gracias por visitarnos!

 
At 4:26 p. m., Anonymous Salvador Medina Barahona said...

Me gusta este cuento. Tiene madera y clavos. Hay un yo-niño dejando florecer las utopías como si fueran algo palpable, de alguna manera posible. El final es lo que más me atrae. Le da una visión desenfadada al concepto Dios, tan encumbrado y manoseado por otros como si fuera una deidad inalcansable. Parece que su autora tiene una capacidad natural para contar historias. Unido al trabajo que todo buen texto exige, seguro que ese talento nos dejará ver nuevos y significativos aportes.

Salvador Medina Barahona

 
At 4:29 p. m., Blogger lil said...

Hola Lili: traté de enviarte un mensaje vía correo-e desde tu página, pero no pude ¿? razones cibernéticas supongo.

Gramuchas por publicar en "La Hoja" mi "Sangre mía". Yo ya he puesto un enlace a "La Hoja" desde mi "tintayvoz", si te interesa puedes hacer lo mismo con la mía desde la tuya.

Me gustó mucho tu cuento de la tejedora: contiene tintes cortazarianos y eso a mi me encanta. Además tengo una amiga de carne y hueso que es tejedora de chácaras (mochila en colombiano)y se lo enviaré para que se deleite.

 
At 6:44 a. m., Blogger Circe said...

Gracias por todo Lil! Espera más cuentos de la saga de Minerva en próximas ediciones.
Saludos,
L.

 
At 3:44 p. m., Blogger Songo said...

Veo 2 figuras que me encantan:
1. La MINERVA mitológica que traspolael texto a otra dimensión.
2. La imagen del tejedor. Se tejen sueños, ilusiones. Es menester concentración y si bueno, nos ahorramos todo esto por medio de 1 artefacto creado, pensemos en todo lo que acarrea...
Me gustó como CIRCE manejó el relato.

 
At 11:21 a. m., Anonymous dieco said...

ajah! minerva hace de las suyas en miseria, si tan solo se pudiera infectar a las comisiones de estudio con los productos que decomisan seria un terrorismo de hechiceros, ...no se si aqui en mordor sea un metodo plausible, pero es un placer verlo escrito

 
At 3:41 p. m., Anonymous ROSA ELENA BUENO said...

solo soy una lectora, pero el cuento comunica eseranza es ingenioso tiene elementos femeninos no feministas y muy creatvo me inspiro a escribir yo quenunca lo he hecho y sonar con ser leida creo que es parte de la magia que acompana a este cuento FELICIDADES

 
At 1:25 p. m., Blogger Circe said...

Rosa Elena,
Gracias por tus comentarios. Me han conmovido
: )
Ahora que te inicias en el mundo de las letras, aquí tienes un espacio siempre que quieras publicar.
Saludos,

Lili Mendoza
Editora

 

Publicar un comentario

<< Home